Lucy de Molina

Mi hija me ha enseñado a crecer como humana, me ha enseñado a ser generosa y atenta sin recibir nada a cambio, simplemente llenar mi alma con una mirada con un abrazo o una sonrisa.